La Eurocámara denuncia la corrupción de la FIFA y la designación de Qatar como sede del Mundial

El Parlamento Europeo ha denunciado este jueves la corrupción «rampante» de la FIFA y la designación de Qatar como sede del Mundial, país al que ha reclamado que extienda el fondo de compensación a las familias de los obreros muertos durante la construcción de los estadios.

La resolución aprobada por mano alzada en la Eurocámara señala la corrupción «rampante, sistémica y profundamente arraigada» en la FIFA y critica la falta de transparencia en la adjudicación a Qatar como organizador del Mundial de fútbol, algo que daña la imagen e integridad del deporte.

Asimismo, el texto denuncia la situación de los Derechos Humanos en Qatar y la muerte de miles de trabajadores en el sector de la construcción durante los preparativos del torneo y señala que el país logró albergar el Mundial entre «acusaciones creíbles de soborno y corrupción».

La resolución exige a la FIFA que investigue las muertes ocurridas durante las obras previas al Mundial de fútbol y que se comprometa junto a Qatar a reparar los daños a todas las personas afectadas por abusos laborales y accidentes, incluidas las familias de las víctimas mortales.

Igualmente, los eurodiputados reclaman a España, Francia, Italia y Alemania, como grandes ligas de fútbol, que aborden la reforma de la institución que gobierna las federaciones de fútbol en el mundo, para introducir procedimientos democráticos y transparentes para la concesión de las Copas Mundiales de Fútbol y la aplicación estricta de criterios de Derechos Humanos y sostenibilidad en los países anfitriones.

EEUU y Qatar acuerdan promover conjuntamente la protección laboral y luchar contra la trata de personas

El secretario de Estado de Estados Unidos, Antony Blinken, y el viceprimer ministro y ministro de Exteriores de Qatar, Mohammed bin Abdulrahmán bin Jassim Al Thani, han firmado una carta de cooperación para combatir el delito de trata de personas e implementar «prácticas justas» de contratación laboral.

Los titulares de Exteriores de ambos países han acordado promover e implementar medidas para proteger a los trabajadores migrantes, comprometiéndose a intercambiar conocimientos en el campo de la protección laboral, incluidos la seguridad y salud ocupacional y la prevención del estrés por calor, según un comunicado del Departamento de Estado.

Asimismo, Estados Unidos y Qatar se han comprometido a aumentar los intercambios técnicos y de conocimientos para combatir el delito de trata de personas mediante la mejora de los procedimientos relacionados con la identificación, derivación y atención de las víctimas.

Qatar firma un acuerdo con China para suministrarle gas durante 27 años

De Derecha Diario

QatarEnergy firmó un acuerdo para suministrar gas natural licuado (GNL) a la empresa china Sinopec. Se trata del acuerdo de este tipo más largo registrado hasta la fecha, ya que la volatilidad de los mercados lleva a los compradores a buscar acuerdos a largo plazo.

La estatal QatarEnergy anunció este martes la firma de un acuerdo para suministrar gas natural licuado (GNL) a la empresa china Sinopec por 27 años, el acuerdo de este tipo más largo registrado hasta la fecha. Según explicó la empresa qatarí, la volatilidad de los mercados lleva a los compradores a buscar acuerdos a largo plazo.

Tras la invasión rusa de Ucrania en febrero, la competencia por conseguir contratos de suministro de GNL se ha vuelto intensa. Particularmente, Europa necesita grandes cantidades para pasar el invierno que se aproxima en vistas a sustituir el gas ruso que llegaba por gasoducto, que solía representar casi el 40% de las importaciones del continente.

Hoy es un hito importante para el primer acuerdo de compra y venta (SPA) para el proyecto North Field East (NFE), se trata de 4 millones de toneladas durante 27 años a Sinopec de China“, dijo Saad al-Kaabi, jefe de QatarEnergy y Ministro de Energía del país árabe, poco antes de la firma del acuerdo. “Significa que los acuerdos a largo plazo están aquí y son importantes tanto para el vendedor como para el comprador”, afirmó.

Saad al-Kaabi, Ministro de Eenergía de Qatar y CEO de QatarEnergy

El acuerdo del lunes, confirmado por Sinopec, es el primer acuerdo de suministro que se anuncia para el NFE. “Esto lleva nuestra relación a nuevas cotas, ya que tenemos un acuerdo de suministro que durará hasta el año 2050“, dijo Kaabi.

“Los compradores importantes que desean comprometerse a largo plazo con un volumen sustancial quieren ver parte de los beneficios del negocio ascendente (…) así que creo que es una victoria importante si se quiere y hace que la asociación sea aún más sólida“, confirmó al-Kaabi.

Esto supone “un mensaje de que muchos compradores asiáticos se están acercando a nosotros para tener un acuerdo a largo plazo porque ven que los volúmenes de gas que vendrán en el futuro son cada vez menores”, afirmó el jefe de la gran compañía qatarí. El contrato de suministro es un componente clave para una asociación integrada en la NFE, dijo Sinopec en un comunicado.

Por otro lado, aseguró que el precio del acuerdo sería similar a otros en el pasado que estaban vinculados al petróleo crudo. “El precio de nuestros acuerdos con Asia está vinculado al crudo. Lo hemos hecho así en el pasado y ese es el mecanismo que vamos a utilizar en el futuro“.

Reunión entre altos mandos de QatarEneergy y de Sinopec

Además, Kaabi afirmó que se están llevando a cabo negociaciones con otros compradores de China y Europa que desean tener seguridad de suministro. El North Field forma parte del mayor yacimiento de gas del mundo, que Qatar comparte con Irán, que llama a su parte South Pars.

A principios de año, QatarEnergy firmó cinco contratos para el NFE, el primero y más grande del plan de expansión en dos fases del North Field, que incluye seis trenes de GNL que aumentarán la capacidad de licuefacción de Qatar hasta los 126 millones de toneladas al año en 2027 desde los 77 millones. Posteriormente, firmó contratos con tres socios para North Field South (NFS), la segunda fase de la ampliación.

Qatar ya es el primer exportador de GNL del mundo y su proyecto de ampliación del North Field reforzará esa posición y ayudará a garantizar el suministro de gas a largo plazo a distintos puntos del globo. Aparentemente, Qatar estaría mostrando una opción por Asia, pero no descarta la posibilidad de exportar a Europa, continente que está buscando alternativas a los flujos rusos.

“Creo que la reciente volatilidad ha llevado a los compradores a comprender la importancia de tener un suministro a largo plazo que sea fijo y que tenga un precio razonable a largo plazo“, dijo Kaabi.

China cierra con Qatar el contrato de suministro de gas licuado más largo de la historia

La petrolera estatal china Sinopec se ha garantizado el suministro de Gas Natural Licuado (GNL) procedente de Qatar, con un contrato histórico de 27 años de duración. Sin embargo, el acuerdo llega en un momento delicado, con Europa buscando desesperadamente energía, tras el corte de entrega por parte de Rusia.

El GNL se ha convertido en una pieza clave para que este año la Unión Europea afronte con garantías sin cortes energéticos. El GNL se ha convertido en la tabla de salvación de Europa para este invierno.

Gracias, principalmente, a las importaciones procedentes de EEUU; la UE ha logrado llenar sus reservas de gas a tiempo, para afrontar con ciertas garantías el invierno, tras el corte de suministro ruso.

La vieja Europa ha conseguido sustituir el 80% de suministro ruso, gracias a la compra de GNL. En parte, la UE ha logrado estar abastecida por la flexibilidad que ofrece el mercado de gas líquido. Más de la mitad funciona al contado.

En este marco, Europa se ha convertido en un mercado premium, pero no ha contado con la competencia directa de China este año. La demanda energética del gigante asiático ha sido menor por las medidas de covid zero, que mantiene todavía el país.

China ha cerrado con Qatar un contrato que puede ser decisivo para el suministro de GNL. Qatar ha anunciado un acuerdo de compraventa de cuatro millones de toneladas anuales de GNL con China por un período de 27 años, que se considera el contrato más largo de la historia de gas líquido, informó la agencia de noticias estatal del país árabe QNA.

Una ministra de Argentina prefiere ganar el Mundial de Qatar a que baje la inflación

La ministra argentina de Trabajo, Raquel ‘Kelly’ Kismer de Olmos, ha pedido dejar en un segundo plano la lucha contra la inflación durante el Mundial de Qatar, puesto que «un mes no va a hacer una gran diferencia».

«Después seguimos trabajando con la inflación, pero primero que gane Argentina», ha asegurado Olmos en una entrevista con el Canal 9. La política asumió el cargo el pasado 13 de octubre en sustitución de Claudio Moroni.

«Yo considero que hay que trabajar todo el tiempo por la inflación, pero un mes no va a hacer una gran diferencia y, en cambio, desde el punto de vista anímico, de lo que significa para el conjunto de las argentinas y los argentinos, queremos que Argentina salga campeón», ha agregado.

Las declaraciones de Olmos han sembrado una fuerte polémica en el país, cuyos precios al consumidor han experimentado un alza interanual del 83% en septiembre y de un 88% en octubre.

Además, recientes pronósticos de entidades privadas recabados mensualmente por el Banco Central de Argentina indican que la inflación será este año rondará el 100%.

Qatar advierte que confiscarán banderas LGBT en los estadios

De Derecha Diario

El Jefe de Seguridad del Mundial advirtió que podrían retirar distintivos de la comunidad gay “por su propia seguridad”.

Faltan varios meses para el arranque del Mundial en Qatar pero los estrictos protocolos del país árabe ya están instalando la polémica. En el Congreso FIFA del jueves ya hubo un cruce picante por el tema de los derechos humanos en Medio Oriente y ahora un anuncio que generó indignación en la comunidad gay: podrán retirarles a los hinchas las banderas LGBT “por su propia seguridad”.

La noticia fue confirmada por el propio Jefe de Seguridad del Mundial, el Mayor General Abdulaziz Abdullah al-Ansari. A pesar de que las relaciones homosexuales siguen siendo condenadas en Qatar, durante el anuncio se dijo que hinchas y parejas de la comunidad LGBTQ+ serán bienvenidas durante el Mundial en los meses de noviembre y diciembre, pero que no podrán hacer demostración de afecto mientras se encuentren allí.

Previamente la FIFA avisó que las banderas del orgullo estarían permitidas en los estadios, pero Al-Ansari aseguró que no habrá ningún tipo de promoción de los derechos de la comunidad homosexual. 

Cuestionado por el cambio de postura, Al-Ansari dijo que la ley en contra de la homosexualidad responde al Corán y “no se puede cambiar por 28 días de Mundial“.

“Si un hincha muestra la bandera del orgullo yo se la saco. No es porque realmente quiera o porque quiera insultarlo, sino para protegerlo”, le dijo a la agencia de noticias AP, y agregó: “Porque si no soy yo alguien más que esté cerca puede atacarlo. No puedo garantizar el comportamiento de todos y le diría: ‘Por favor, no hay necesidad de mostrar esa bandera en este momento’”.

En Qatar, la homosexualidad puede ser penada con prisión y, en caso de que los homosexuales sean musulmanes, éstos pueden llegar incluso a ser ejecutados.

En el país de la península arábiga rige la Ley Sharía; un conjunto de normas islámicas que salen directamente del Corán, que detalla el código de conducta de la sociedad, los criterios morales y lo que es aceptado o no

El rol de Qatar en el regreso del Talibán a Afganistán

De Israel Noticias

Qatar ha desempeñado un papel importante en el regreso del grupo islamista radical talibán al poder en Afganistán, tras 20 años de guerra con Estados Unidos, que estalló tras los atentados del 11 de septiembre y condujo al derrocamiento del gobierno del grupo en ese país. Pero algunos analistas creen que los talibanes de 2021 no son los mismos que los de 2000.

Doha acogió oficialmente varias rondas de negociaciones entre Estados Unidos y los talibanes durante las conversaciones de paz, y fue Doha la que anunció a principios de 2021 que se había alcanzado un acuerdo. Pero con el inicio de la retirada del primer soldado extranjero de Kabul, llegaron las preguntas sobre la realidad del acuerdo y sus detalles.

Furat Bassem, analista político y periodista saudí especializado en grupos militantes, declaró a The Media Line que los talibanes se estaban reestructurando con el objetivo de recuperar las riendas del poder en Afganistán de manos de Doha, que acoge a los líderes talibanes desde 2001.

“Estuve cerca de los negociadores en Doha, y me llegó información de que los talibanes estaban negociando ferozmente, y eran capaces de obtener beneficios. Fueron entrenados en el arte de la política y ya no son los mismos de antes, pero todavía hay miedo político en el mundo sobre sus acciones”, dijo.

Bassem explicó que “Doha ha acogido a los líderes del movimiento islamista desde la guerra de Afganistán, y eso fue con el conocimiento de las administraciones estadounidenses. Los líderes talibanes en Doha fueron entrenados para gobernar, también el mulá (Abdul Ghani) Baradar fue liberado de su prisión en Pakistán directamente a Doha, y regresó a Afganistán a través de un avión militar qatarí, como todo el mundo ha visto”.

Subrayó que el acuerdo de Estados Unidos firmado con los talibanes en febrero de 2020 bajo el mandato del ex presidente Donald Trump “fue totalmente patrocinado por Qatar, que supervisó los diversos detalles del acuerdo”.

Bassem afirma que el acuerdo “incluía el apoyo militar estadounidense y qatarí al movimiento, a cambio de que (Los talibanes) no apoyaran a los grupos extremistas, y de que Afganistán no volviera a ser una plataforma para ellos, además de otros acuerdos como la inversión en (minas) de litio y otros minerales cuyo valor se estima en más de un billón de dólares”.

Abdullah Al Marri, analista político qatarí, declaró a The Media Line que “parece que la calle afgana, en general, acepta más al movimiento talibán, que ha perdurado durante veinte años, que a los gobernantes nombrados por Estados Unidos, porque no contribuyeron al desarrollo del país, sino que fueron una carga para él”.

Añadió que: “Los talibanes no son básicamente como otros movimientos islámicos extremistas. Es un movimiento que pertenece a la secta Ash’ari, y está en gran desacuerdo con la organización salafí Al Qaeda”. A pesar de ese desacuerdo, los talibanes se negaron en 2001 a entregar a los miembros de Al Qaeda a Estados Unidos “son musulmanes, y no está permitido (según la ley islámica) entregarlos”.

El periodista qatarí Eid al-Kubaisi confirmó a The Media Line que “Qatar sólo fue el anfitrión de las rondas de negociaciones, y ahora proporciona apoyo al pueblo afgano, no a los talibanes, y lo que está ocurriendo se hace según el acuerdo con Estados Unidos de América”.

Añadió que “el equipo militar que se dejó es parte del apoyo para restaurar la seguridad, ya que Estados Unidos era consciente del fracaso de las fuerzas gubernamentales, y que el número de 300.000 soldados afganos es sólo tinta sobre el papel; porque las cifras reales son mucho menos que eso, pero debido a la corrupción política, se registraron 300.000 combatientes”.

“Fuimos testigos del colapso de las fuerzas de seguridad en momentos, y los talibanes no lucharon hasta llegar a Kabul”, añadió al-Kubaisi. “Hay un gran apoyo y aceptación del movimiento en la calle afgana. Por otro lado, hay un acuerdo que regirá si los talibanes cumplen o no sus promesas a la comunidad internacional. Qatar será uno de los observadores de este acuerdo”.

Hazem Al-Shammari, analista político saudí y especialista en grupos extremistas, declaró a The Media Line que “Qatar es responsable del renacimiento del movimiento islamista y de su apoyo durante los últimos años, hasta que alcanzó de nuevo el poder”.

Continuó diciendo que “los líderes talibanes estuvieron en los hoteles de Doha, y volvieron a estudiar política, además de las normas islámicas de la escuela de pensamiento Hanafi, pero con menos rigor, lo que les permite dirigir el país de una manera diferente; pero los talibanes seguirán siendo un peligro para todas las partes”.

Dijo que en Doha se llegó a otro acuerdo entre los talibanes, Irán y Turquía, lo que explica la facilidad con la que continúan los negocios en el paso fronterizo entre Afganistán e Irán, así como el deseo de Turquía de seguir operando el aeropuerto de Kabul. Doha estaba detrás de este acuerdo.

El periodista afgano Shams al-Haq Muhammad dijo a The Media Line que “los talibanes tienen una gran influencia en las regiones de Afganistán y tienen la capacidad de manejarlas, y esta influencia continuó incluso durante la guerra estadounidense, a través de los centros de memorización del Corán”.

Señaló que “los nuevos talibanes permitirán que las mujeres trabajen y completen sus estudios si llevan el pañuelo islámico, y también podrán salir a los mercados, pero la música y las artes seguirán estando prohibidas”.

Muhammad también dijo que “hay varios elementos de la inteligencia qatarí dentro de los campos que fueron tomados por los talibanes, pero sólo están allí para observar”.

Subrayó que el movimiento talibán, bajo la dirección de Qatari, anunció una amnistía general para todos los que hayan colaborado anteriormente con el gobierno afgano o las fuerzas estadounidenses. Los asesinatos que se produjeron tras la toma del poder “fueron todos operaciones individuales, y la mayoría de ellos fueron también para vengar a la gente por parte de algunos miembros del movimiento, que pueden haber sido perjudicados por culpa de algunos traductores o informantes que trabajaron con las fuerzas estadounidenses”.

Muhammad espera que “el gobierno talibán sea reconocido internacionalmente durante los próximos dos años, y los talibanes demostrarán que no son los mismos de antes, sino una versión moderna entrenada en Qatar, y entonces se revelará el papel qatarí con este movimiento”.

El analista político estadounidense y experto en grupos terroristas, Mark Smith, dijo a The Media Line que “Estados Unidos no fue engañado con respecto a Afganistán, sino que la retirada se produjo de forma aleatoria”.

“En cuanto al papel de Qatar en el acuerdo, Zalmay Khalilzad (el representante especial de Estados Unidos para la reconciliación en Afganistán en el Departamento de Estado) ha estado en Doha durante los dos últimos años, y es uno de los padrinos de este acuerdo. Estados Unidos ha aceptado entregar Afganistán a los talibanes”, añadió.

Smith subrayó que “la situación necesita varios años para estabilizarse en Afganistán, pero los talibanes no volverán como antes, sólo quieren gobernar según su propia ley islámica, y no permitirán que exista ningún otro grupo religioso en su suelo para que no vuelva a producirse el escenario de 2001”.

Dijo que el equipo militar que EE.UU. dejó atrás se mantuvo como parte del acuerdo con los talibanes y que, aunque Qatar, Francia y Turquía pueden ser los garantes y observadores de lo que harán los talibanes, “Rusia, China e Irán tendrán sin duda su influencia en este país”.