EE. UU.: Carlson revela que fue advertido de que podría ser detenido si era «demasiado amable» con Putin

El periodista estadounidense Tucker Carlson ha afirmado en una entrevista con el ‘podcaster’ Lex Fridman que, antes de su viaje a Moscú, sus abogados le advirtieron de que podría ser arrestado dependiendo de su trato con el presidente de Rusia, Vladímir Putin.

En concreto, Carlson expresó que «dependiendo de las preguntas» que le hiciera a Putin, «podría ser arrestado o no».

«Tuve otra llamada con un abogado jefe y me dijo: ‘Bueno, mira, mucho dependerá de las preguntas que le hagas a Putin. Si te ven demasiado amable con él, podrían arrestarte cuando vuelvas [a Estados Unidos]'», indicó. Por ello, también agregó que esta la descripción de «un país fascista».

Por otra parte, Carlson insistió en que no le preocupaba en absoluto su seguridad en Rusia. «No sentí ni una pizca de preocupación durante los ocho días que estuve allí», precisó.

Asimismo, el periodista reveló que durante su estancia en territorio ruso era vigilado por los servicios de espionaje estadounidenses, que filtraron a los medios de comunicación información sobre su reunión con el exanalista de la Agencia de Seguridad Nacional de EE. UU. y de la CIA Edward Snowden, que vive asilado en Rusia.

«Estaba siendo intensamente vigilado por el Gobierno de EE. UU.», aseveró el expresentador de Fox News, agregando que Snowden le había pedido no difundir información sobre la reunión, por lo que no se lo dijo «a nadie».

«[El portal] Semafor publicó este artículo sobre la información que obtuvieron de las agencias de inteligencia de Estados Unidos […] en un país supuestamente libre, publican este artículo diciendo que me había reunido con Snowden como si fuera un crimen o algo así», continuó.

«El hecho de que filtren información contra mí, de que los servicios de inteligencia de Estados Unidos participen activamente en la política y los medios de comunicación estadounidenses, es algo inaceptable. Eso hace imposible la democracia. No se puede defender eso», criticó Carlson.

Cabe destacar que, entre otras cosas, el periodista expresó que al público estadounidense se le miente descaradamente sobre el conflicto en Ucrania.

A su juicio, no solo pasa con la narrativa de una supuesta victoria ucraniana, sino también en los detalles más sutiles de la confrontación, debido a «los medios de comunicación que realmente solo sirven a los intereses del Gobierno de EE. UU.».

«Supongo que el nivel de mentiras al respecto estaba empezando a volverme loco», explicó, agregando que decidió hacer la entrevista con Putin para «hacer llegar más información a Occidente, para que la gente pudiera tomar sus propias decisiones».

Además, Carlson aseveró que las sanciones antirrusas solo perjudican a Estados Unidos. «Son las sanciones que cambiarán para siempre EE. UU., nuestro nivel de vida, la forma en que funciona nuestro Gobierno. Eso, más que cualquier otra cosa en mi vida, arruinó a Estados Unidos. Imponer esas sanciones de la forma en que lo hicimos fue una locura», lamentó.

En adición, expresó que, mientras que Moscú, «exactamente dos años después de las sanciones, totalmente aislada de los sistemas financieros occidentales, expulsada de SWIFT», es una ciudad «bonita», donde no hay «pintadas», «vagabundos», «gente consumiendo drogas en la calle» ni «basura en el suelo» y todo está «totalmente ordenado», en EE. UU. se ven todos estos problemas.

En este sentido, dijo: «[lo que vi] no me hizo amar a Putin, me hizo odiar a mis propios líderes, porque crecí en un país que tenía ciudades como esas, que eran ciudades agradables que eran seguras, y ya no tenemos eso», concluyó.

EE. UU. advierte que Rusia podría ganar más terreno sin su ayuda a Ucrania

Este martes, el portavoz de Seguridad Nacional de la Casa Blanca, John Kirby, ha advertido que el Ejército de Rusia podría ganar más terreno si el Congreso estadounidense no aprueba más fondos de ayuda militar para Ucrania.

Cabe señalar que, actualmente, Ucrania sufre escasez de ciertos tipos de municiones y esa situación les ha llevado a retirarse de la estratégica ciudad de Avdiivka.

«La situación es grave, los rusos no solo han tomado Avdiivka; han conquistado un par de ciudades y pueblos en las últimas 72 horas (…) Si siguen sin recibir apoyo de Estados Unidos en un mes o dos, es muy probable que los rusos logren más ganancias territoriales y tengan más éxito contra las líneas del frente ucraniano en términos de ganancia de territorio, sobre todo en el este, pero potencialmente incluso en el sur», ha declarado Kirby durante una rueda de prensa.

Además, ha recalcado que los soldados ucranianos «no se están quedando sin coraje» y que deben tomar decisiones «muy difíciles» sobre a qué van a disparar y con qué tipo de proyectil, razón por la que considera que la aprobación de nuevos fondos ya va «demasiado tarde» por la pérdida de Avdiivka, que ha achacado a la falta de munición.

«La situación es muy grave. No estoy en condiciones de poner un sello de tiempo y decir: por tal y tal fecha van a perder la guerra. Pero ciertamente están empezando a perder territorio, territorio que habían recuperado de los rusos y ahora tienen que devolvérselo a los rusos porque no pueden luchar contra ellos», ha insistido Kirby.

Es necesario resaltar que el Ejército ucraniano está comenzando a experimentar escasez de municiones por la falta de aprobación de más ayuda estadounidense y a pesar del continuo apoyo del resto de sus socios.

Tan solo los fondos de Washington, que es el país que más ha aportado con diferencia, se encuentran bloqueados por una disputa presupuestaria entre los demócratas y los republicanos en el Congreso.

Países europeos rechazan las insinuaciones de Francia sobre el envío de tropas a Ucrania

Un día después de que el presidente francés, Emmanuel Macron, sugiriera la posibilidad de que tropas occidentales pudieran ser enviadas a Ucrania, una serie de países miembros de la OTAN y de la Unión Europea han reaccionado este martes mostrando su rechazo a una injerencia directa militar en el conflicto con Rusia.

Tras la cumbre especial sobre Ucrania celebrada en París, el líder francés indicó en rueda de prensa que, si bien «hoy no hay consenso para enviar tropas sobre el terreno de manera oficial, asumida y avalada», «en términos dinámicos, no hay que descartar nada».

Entre otras cosas, Macron anunció la creación de una coalición para suministrar a Kiev armas de largo alcance con las que se llevarían a cabo ataques «profundos» mediante misiles de medio y largo alcance, si bien no ofreció más detalles.

Reaccionando a la sugerencia de Macron, el canciller alemán, Olaf Scholz, ha descartado de plano esta posibilidad, diciendo durante una visita a Friburgo que «no habrá tropas terrestres, ni soldados en suelo ucraniano que sean enviados allí por los estados europeos o los países de la OTAN».

El ministro de Defensa alemán, Boris Pistorius, también rechazó la idea de Macron. «Sí, lo descarto (…) Poner las botas sobre el terreno no es una opción para la República Federal de Alemania», afirmó Pistorius.

En la misma línea se pronunció el primer ministro de Eslovaquia, Robert Fico, que aseguró que su país no desplegará sus fuerzas en Ucrania, si bien reconoció que varios países miembros de la OTAN y de la UE «están considerando la posibilidad» de enviar tropas «de manera bilateral». 

La portavoz del Gobierno español, Pilar Alegría, declaró que su país no apoya la idea del despliegue de tropas europeas o de la OTAN en Ucrania. «No estamos de acuerdo y tenemos que concentrarnos, además, en lo urgente, que es acelerar la entrega de material», subrayó.

Mientras, Antonio Tajani, ministro de Exteriores de Italia, recalcó que enviar tropas a Ucrania es una «idea de Macron», con la que «hay que tener mucho cuidado». «No estamos en guerra con Rusia, estamos defendiendo [a Ucrania], y a mi juicio personal no estoy a favor de enviar tropas italianas a luchar en Ucrania», dijo, según ANSA.

A esta postura se sumaron el primer ministro del Grecia, Kyriákos Mitsotákis, el primer ministro de República Checa, Petr Fiala, el primer ministro de Países Bajos, Mark Rutte, el primer ministro de Suecia, Ulf Kristersson, el presidente de Polonia, Andrzej Duda y el ministro de Exteriores de Hungría, Péter Szijjártó, quien expresó firmemente a través de su cuenta de Facebook que «la posición de Hungría es clara y firme: no estamos dispuestos a enviar ni armas ni soldados a Ucrania. Hay que poner fin a la guerra, no agravarla ni ampliarla».

En lo que respecta al Reino Unido, un portavoz del primer ministro, Rishi Sunak, comentó el martes que el país no tiene «ningún plan para un despliegue a gran escala en Ucrania», si bien reconoció que hay «una pequeña cantidad de personal desplegado en el país apoyando a las Fuerzas Armadas de Ucrania».

En medio de estos reportes, el secretario general de la OTAN, Jens Stoltenberg, rechazó que la Alianza esté planeando desplegar sus fuerzas en Ucrania.

«Los aliados de la OTAN están prestando apoyo sin precedentes a Ucrania. Lo hemos hecho desde 2014 y lo hemos intensificado tras la invasión a gran escala. Pero no hay planes para tropas de combate de la OTAN en suelo ucraniano», recalcó a AP.

Cabe resaltar que esto ocurre en un contexto donde la directiva de Rusia dejó en claro que si occidente enviaba tropas a Ucrania no iban a poder evitar una guerra a gran escala entre Rusia y la OTAN.

Rusia afirma que un conflicto directo con la OTAN será inevitable si Occidente envía tropas a Ucrania

Dmitri Peskov, portavoz del presidente ruso, durante una jornada en la Cumbre de París ha advertido este martes que si Occidente envía sus fuerzas militares a Ucrania, no se podrá evitar un conflicto directo entre Rusia y la OTAN.

«En este caso ya deberíamos hablar no de probabilidad, sino de inevitabilidad, así es como lo evaluamos», respondió el vocero a una pregunta sobre cómo evalúa el Kremlin los riesgos de escalada y la probabilidad de un conflicto directo entre la OTAN y Rusia, en el caso de que se envíen tropas occidentales a Ucrania.

«Conocemos bien la posición de Macron sobre la necesidad de infligir una derrota estratégica a Rusia. Hemos prestado atención a que se ha debatido el tema del envío de militares a Ucrania. Y a que no existe un consenso unificado. Una serie de países mantienen una valoración del peligro potencial de tales acciones, de la implicación en el conflicto. Esto no conviene a los intereses de estos países, deben ser conscientes de ello», dijo Peskov.

Cabe destacar que, durante la cumbre especial sobre el conflicto ucraniano, al que asistieron una veintena de países, el presidente de Francia, Emmanuel Macron, afirmó en una rueda de prensa lo siguiente:

«Hoy no hay consenso para enviar tropas sobre el terreno de manera oficial, asumida y avalada». «Pero en términos dinámicos, no hay que descartar nada», adelantó.

Al respecto, el primer ministro francés, Gabriel Attal, comentó este martes que muchos países hace dos años «descartaban el envío de armas» a la nación eslava, pero que «hoy enviamos misiles de largo alcance».

«Así que lo que ha dicho el presidente es que no podemos descartar nada en una guerra que, una vez más, se libra en el corazón de Europa y a las puertas de la Unión Europea», sostuvo.

No obstante, tales pronunciamientos generaron una ola de rechazo de parte de los sectores opositores dentro de Francia, mientras que varios líderes occidentales ya se manifestaron en contra de la iniciativa de Macron.

Cabe recordar también que el escenario del envío de fuerzas a Ucrania fue abordado en la entrevista que le hizo Tucker Carlson al presidente ruso, Vladímir Putin, a principios de febrero. En esta oportunidad, sostuvo: «Si alguien desea enviar tropas regulares, esto ciertamente pondrá a la humanidad al borde de un conflicto global muy grave. Es obvio.»

Rusia estima que las pérdidas de militares ucranianos en combates asciende a más de 444.000

Este martes, el ministro de Defensa de Rusia, Serguéi Shoigú, anunció que las Fuerzas Armadas de Ucrania han sufrido hasta el día de hoy más de 444.000 bajas entre sus militares desde el inicio de los combates en febrero de 2022.

«Después del fracaso de la contraofensiva, los mandos militares de las Fuerzas Armadas de Ucrania tratan de estabilizar la situación a cuenta de las reservas restantes y evitar el colapso del frente», resumió Shoigú.

En este marco, ha agregado que las tropas rusas no permiten que su adversario envíe refuerzos a las zonas de combate e impiden que contraataquen.

Desde el inicio de este año, las tropas ucranianas pierden cada día en promedio más de 800 personas y 120 unidades de armamento, incluyendo el extranjero, mientras que los militares rusos han liberado en este período «alrededor de 327 kilómetros cuadrados del territorio de las nuevas regiones de Rusia», afirmó el ministro.

En la última semana, las fuerzas rusas expulsaron a los soldados ucranianos de las localidades de Pobeda, Lástochkino y Sévernoye, situadas en la República Popular de Donetsk, detalló.

«Como resultado de las acciones decisivas y activas de nuestros militares se reduce el potencial de combate de las Fuerzas Armadas de Ucrania», concluyó Shoigú.

Además, el ministro sostuvo que la estrategia de EE. UU. «de contener a Rusia a cuenta de las vidas de los ucranianos y el apoyo militar y económico a gran escala al régimen de Kiev» está abocada al fracaso.

No obstante, las estimaciones del ministro de Defensa ruso distan drásticamente de las de la parte ucraniana. El presidente de Ucrania, Vladímir Zelenski, declaró el domingo que «31.000 militares ucranianos murieron en esta guerra».

Por otro lado, ya en agosto varios funcionarios estadounidenses y un ex alto funcionario ucraniano comentaron a The New York Times que alrededor de 70.000 soldados ucranianos habían muerto para aquel entonces desde el inicio de las hostilidades.

Además, según documentos filtrados del Pentágono, para febrero del año pasado Ucrania tuvo entre 124.500 y 131.000 bajas, 17.500 de ellas en combates.

Putin comenta los insultos de Biden, que lo llamó «loco hijo de puta»

El presidente ruso, Vladímir Putin, reaccionó a los insultos de su homólogo estadounidense, Joe Biden, que lo llamó «loco hijo de puta» durante un evento de recaudación de fondos para su campaña electoral celebrado en la ciudad de San Francisco.

El mandatario respondió a la pregunta del periodista Pável Zarubin, recordándole que en una reciente entrevista había dicho que la victoria de Biden en las elecciones estadounidenses era preferible para Moscú. «A juzgar por lo que ha dicho, tengo toda la razón», manifestó el mandatario.

«Esta fue una respuesta apropiada a lo que dije por mi parte. ¿Por qué? Porque él no puede decirme: ‘¡Volodya, bien hecho! Gracias, me has ayudado mucho'», destacó.

Putin también aseguró que, tras los insultos de Biden, no cambiará su opinión y seguirá creyendo que la victoria del actual presidente estadounidense en las elecciones de este año es preferible para Rusia.

Previamente, Putin explicó que cree que sería más conveniente para su país que en las elecciones de noviembre de 2024 ganara Joe Biden, y no Donald Trump, ya que el actual líder estadounidense, es «un hombre con más experiencia, es predecible, es un político de la vieja escuela».

No obstante, Putin dijo estar dispuesto a trabajar con «cualquier líder de EE.UU. en el que deposite su confianza el pueblo estadounidense».

El portavoz del Kremlin, Dmitri Peskov, calificó las declaraciones de Biden de «groseras» y «desafortunadas», y agregó que constituyen una «enorme vergüenza» para EE. UU.

«Unas declaraciones tan groseras procedentes de la boca del jefe de Estado de EE. UU. difícilmente puedan herir de algún modo al jefe de otro Estado, y especialmente, al presidente Putin. Pero es una enorme vergüenza para el propio país, me refiero a EE. UU. Así que, si el presidente de ese país utiliza un lenguaje de ese tipo, debería darles vergüenza», comentó Peskov.

El portavoz del Departamento de Estado de EE. UU. explica cómo se beneficia del conflicto ucraniano

Este martes, el portavoz del Departamento de Estado de EE. UU., Matthew Miller, afirmó en una rueda de prensa que el país se está beneficiando del conflicto ucraniano.

Comentando la posición del Congreso estadounidense respeto a la asignación de dinero para ayudar a Ucrania, el vocero indicó que su departamento está actualmente intentando convencer al órgano legislativo de que conceder un nuevo paquete de ayuda al régimen de Kiev responde a los intereses nacionales de Washington.

«Seguiremos trabajando con el Congreso para asegurarnos de que la aprobación de esta solicitud de financiación suplementaria redunde en beneficio de la seguridad nacional de EE. UU. Escucharon al secretario hablar de esto la semana pasada. Uno de los argumentos que dio es que, en cuanto a nuestra asistencia de seguridad a Ucrania, el 90% del dinero se gasta aquí en EE. UU. Esto beneficia a la fabricación estadounidense y al desarrollo tecnológico estadounidense», sostuvo Miller.

Al mismo tiempo, el vocero señaló que varios miembros del Congreso tuvieron la oportunidad de hablar con funcionarios ucranianos y europeos durante la Conferencia de Seguridad de Múnich y «escuchar directamente» que la asistencia a Kiev representa «los intereses de la seguridad nacional de Europa y también de nuestra seguridad nacional transatlántica».

«Sin más apoyo del Congreso, Ucrania no podrá reponer sus defensas aéreas y municiones para ayudar a protegerse», destacó el portavoz.

Además, Miller anunció que las autoridades estadounidenses están preparando un nuevo paquete de sanciones contra Rusia, que será publicado este viernes.

Veppex rechaza la visita del Canciller ruso a Venezuela y su reunión con el dictador Maduro

Este martes, el ministro de Asuntos Exteriores de Rusia, Serguéi Lavrov, se reunió con el genocida dictador de Venezuela, Nicolás Maduro, en el marco una gira del jefe de la diplomacia rusa por América Latina esta semana.

En este, Lavrov resaltó el nivel estable de la asociación estratégica entre ambos países y señaló que la relación es «verdaderamente amistosa» y «muy cercana» desde hace décadas.

Cabe señalar que esta visita ocurre en medio de las represiones del narcorégimen y la violación de Derechos Humanos en contra de sus opositores. Por ello, la Organización de Venezolanos Perseguidos Politicos en el Exilio (Veppex) a expresado su contundente rechaza de la visita del funcionario ruso a Venezuela a traves de un comunicado.

El comunicado en concreto dice:

«La Organización de Venezolanos Perseguidos Político en el Exilio (Veppex) expresa su rechazo a  la visita del Canciller ruso Sergueiv Lavrov a Venezuela, justamente cuando se están produciendo detenciones arbitrarias y violaciones de derechos humanos en el pais y en Rusia ocurrió el asesinato por parte del régimen de Putin del preso político Alexei Navalny.

La visita de Lavrov a Venezuela demuestra la estrecha relación que existe entre los dos regímenes que se apoyan cuando están cometiendo los crímenes más atroces y violando los derechos humanos de quienes se le oponen.

Ningún país, ni jefe de estado democrático recibiría al Canciller de un régimen que ha asesinado a un preso político bajo su custodia, solo dictadores ilegítimos serían capaces de tal desfachatez, demostrando su carácter tirano y de violación a los derechos humanos.

La comunidad internacional deben condenar y sancionar a todo aquel que reciba a funcionarios del régimen asesino de Rusia.

José Antonio Colina.
Presidente de Veppex.
En Dios Confiamos.»

Suecia anuncia un paquete de ayuda militar a Ucrania por valor de más de USD$ 684 millones

El Gobierno de Suecia ha anunciado este martes un nuevo envío de ayuda militar a Ucrania por valor de 7.100 millones de coronas —más de USD$ 684 millones—, lo que supone «el mayor paquete» a Kiev por parte de Estocolmo, según ha especificado el ministro de Defensa del país, Pal Jonson.

«Suecia anuncia hoy el mayor paquete de ayuda a Ucrania hasta la fecha. El decimoquinto paquete tendrá un valor de 7.100 millones de coronas, lo que eleva el valor combinado de la asistencia militar a Ucrania a los 30.000 millones de coronas» —unos USD$ 2.892 millones—, ha señalado Jonson a través de una serie de mensajes publicados en su cuenta en la red social X.

«El apoyo continuado es crucial para la seguridad de Ucrania y Suecia», ha señalado, antes de abundar en que «este paquete de ayuda satisface algunas de las necesidades más acuciantes de Ucrania y va en línea con las coaliciones de capacidades militares que están tomando forma en el marco del Grupo de Contacto de Defensa de Ucrania».

Asimismo, ha detallado que «Suecia donará más munición de artillería, sistemas de defensa aérea RBS70, misiles anticarro, granadas de mano y lanzagranadas Carl Gustaf», al tiempo que ha especificado que «también donará suministros médicos y ayuda económica en fondos para la compra de más armas para Ucrania».

«Suecia apoyará también a Ucrania con diez embarcaciones de combate, 20 embarcaciones y armas submarinas», ha dicho Jonson, quien ha añadido que «con estas donaciones, Suecia se sumará además a la coalición marítima», tras hacer lo propio con las coaliciones de drones, desminado, fuerza aérea y blindaje.

En este sentido, ha adelantado que Estocolmo «se centrará más en las donaciones ante la escasez en los stocks militares globales» y ha adelantado que el paquete incluye además una cantidad de recursos considerable para la entrega conjunta por parte de Suecia y Dinamarca de vehículos blindados ligeros CV90.

«Esto significa que Suecia y Dinamarca invertirán conjuntamente 4.000 millones de coronas para este objetivo», ha reseñado, antes de insistir en que «la guerra de Rusia contra Ucrania es también una guerra contra el orden basado en normas».

«Ucrania no sólo está defendiendo su propia libertad, sino la de toda Europa. Suecia estará junto a Ucrania mientras sea necesario. No puede permitirse que Rusia gane esta guerra», ha remachado el ministro de Defensa sueco.

EE. UU. estudia nuevas sanciones contra Rusia por la muerte de Navalni, un opositor de Putin

El presidente de Estados Unidos, Joe Biden, ha confirmado este lunes que su Administración está estudiando nuevas sanciones contra Rusia tras la muerte del dirigente opositor Alexei Navalni.

Cabe señalar que Navalni ha fallecido el pasado viernes en una cárcel del Ártico en circunstancias que hasta el momento no se han aclarado.

«Ya tenemos sanciones, pero estamos estudiando sanciones adicionales», ha reconocido este lunes Biden a preguntas de los periodistas, días después de señalar al presidente ruso, Vladimir Putin, como «responsable» de la muerte de Navalni.

Así, Biden expresó que «espera» que este caso sirva para que poner de manifiesto la importancia de mantener la ayuda militar a Ucrania, después de que los republicanos se hayan mostrado reacios a un nuevo paquete de fondos y amenacen con bloquearlo en la Cámara de Representantes.

Para el mandatario norteamericano, no aprobar la ley sería «un gran error», por lo que se ha ofrecido a hablar de este tema con el presidente de la Cámara de Representantes, Mike Johnson.

En este sentido, ve «sorprendente» que no quieran cumplir las «obligaciones», tanto con Ucrania como con los países de la OTAN, en aparente alusión a los últimos avisos lanzados por el expresidente Donald Trump.